Viaje a Sicilia: La Sicilia del Norte

Nuestro último itinerario nos llevaría a conocer el norte de Sicilia visitando las ciudades de Taormina, Cefalú, Monreale y Cinisi donde descansaríamos para volar a Pisa y de allí a Tenerife. Teníamos programado visitar Savoca, el pueblo donde Francis Ford Coppola,  filmó algunas escenas del Padrino II, pero íbamos pillados de tiempo y no pudo ser.



Viaje a Sicilia: La Sicilia del Mito a la Realidad

El día amaneció nublado y unos nubarrones grisáceos en el cielo amenazaban con descargar sobre nosotros todo un océano de agua. Pero claro eso no nos iba a detener, teníamos por delante una doble jornada visitar la ciudad de Noto y luego SiracusaLa ciudad de Noto es increíblemente espectacular con sus plazas arboladas y  sus rectilíneas calles con escalinatas que elevan sus formidables iglesias y magníficos palacios imprimiéndole un  aire versallesco. La antigua ciudad de Noto fue destruida por un terremoto y mandada a reconstruir por un virrey español en el s. XVIII, de ahí su coherente y compacto estilo barroco siciliano. Casi todos sus monumentos importantes se asoman al Corso Vittorio Emanuele, desde la Puerta Reale hasta la Piazza XVI Maggio.





Viaje a Sicilia: del periodo Clásico al Barroco

Desayunamos de lujo en el balcón de la B&B DolceVita, con vistas a la Chiesa di San Calogero y a la Piazzale Aldo Moro. Dicen los italianos de la península, que los sicilianos son tradicionales, amantes de la familia, desconfiados, impasibles, muy religiosos y que tienen un horroroso sentido del humor. Yo añadiría muy malos conductores.